Últimas Noticias:
Loading...
, ,

Trágico el fin de vacaciones

Share on Google Plus


• Un hombre y su hija fueron a la presa y acabaron ahogados

• Alguien que quiso salvarlos también pereció bajo el agua

Lagos de Moreno, Jal.- Padre e hija habían acudido el domingo a la presa La Sauceda, en Lagos de Moreno, con el fin de aprovechar el último día de vacaciones, sin imaginar que el paseo dominical acabaría en muerte para ellos y para una persona más que trató de salvarlos.

Protección Civil del Estado, con base regional en San Juan de los Lagos, dio a conocer que el pasado domingo Juan Jesús Antimo de 28 años y su hija Emily Yaretzi Antimo Rocha de 4 años, habían acudido al embalse mencionado con el fin de pasar un rato sobre sus aguas.

Padre e hija querían aprovechar el último día de vacaciones de la semana de pascua.

Sin embargo, en un momento dado la pequeña lancha se volcó, cayendo al agua el hombre y la menor.

Al ver lo ocurrido, un hombre que se encontraba cerca de la orilla se lanzó al agua para tratar de rescatar al padre y su hija, logrando rescatar a la pequeña, quien desgraciadamente ya se había ahogado y no fue posible reanimarla, por lo que fue declarada muerta cuando llegaron los paramédicos de la Cruz Roja de Lagos de Moreno.

Antes de eso, un segundo sujeto también se lanzó al agua para tratar de salvar a Juan Jesús, quien no pudo ser encontrado y el acomedido también desapareció al cabo de unos segundos.

Más tarde llegaron bomberos de Lagos de Moreno, que comenzaron a buscar a los dos hombres, pero al no tener éxito decidieron llamar a la unidad regional de Protección Civil para que con equipo de buceo se pudiera dar con los desaparecidos.

Fue así que a las 18:30 horas de ese mismo día los rescatistas acuáticos de Protección Civil dieron con el cuerpo de José Francisco Miranda, de 22 años de edad, quien era el hombre que se había metido al agua para tratar de salvar a Juan Jesús Antimo.

Llegó la noche y Juan Jesús seguía sin aparecer, por lo que los cuerpos de emergencia suspendieron la búsqueda la cual se reanudó al día siguiente, aunque ni todas las horas de sol fueron suficientes para poder localizar el cuerpo.
El martes la búsqueda volvió a ser infructuosa.

Fue hasta el miércoles a mediodía cuando por fin se halló el cadáver de Juan Jesús, el cual estaba a 50 metros de la orilla y a 6 de profundidad.

Una vez llevado el cuerpo a tierra firme fue entregado a las autoridades, las cuales dispusieron que fuera llevado al Servicio Médico Forense donde más tarde fue reclamado por sus familiares.

Así, una familia puso fin a la zozobra de poder ver por última vez los cuerpos del padre y la hija y dio comienzo la tristeza por la pérdida de ambos.

You Might Also Like

0 comentarios