Últimas Noticias:
Loading...
, ,

Sensatez y arrojo

Share on Google Plus



 Las nuevas generaciones de aspirantes a políticos (y políticas) me generan más dudas que certidumbre.

 Por más que les busco la cuadratura, no les encuentro el hilo conductor para comprender su sensatez o su arrojo.

 Hay que ser sumamente sensato para –en estos tiempos- pelear una posición política, porque si hay algo sumamente devaluado es la política; pero a la vez, por lo menos en nuestro entorno, resulta altamente atractivo. Y quien lo dude, que busque la cantidad de aspirantes inscritos a las alcaldías y a las regidurías por cada municipio.

 Hay que usar la madurez cívica para atender a ese llamado íntimo que nos hace la conciencia para adentrarse, para atreverse a ser candidata o candidato hoy en día.

 Pero no es suficiente tener cordura. Se reclama una alta dosis de arrojo para hacerlo bajo las fórmulas que hoy tenemos como Partidos Políticos, o por la vía Sin Partido (eufemísticamente llamadas candidaturas Independientes).

 Nos preguntaremos ahora ¿qué ha hecho cada una y uno de aquellos que con sensatez y arrojo se postulan para “representarnos”?; ¿cuáles son sus cartas, sus haberes sociales, cívicos, políticos?

Y luego, hay que preguntarles, en especial a las y los aspirantes priístas, ¿por qué no se atreven a mostrar el logotipo de su partido?

 Si les ha costado el mayor de los esfuerzos llegar a ser postulados por su partido, ¿por qué les da miedo mostrarse como priístas?, porqué atenúan los colores de su militancia?

 Quisiera ver a los panistas defendiendo a quienes han traicionado en elecciones pasadas; a los naranjas aclarando la repartición de cargos; a los priístas les quiero ver dando la cara por Peña Nieto, por Aristóteles, quienes les han pagado sus quincenas en los cinco años recientes, y que ahora no les defienden ante los reclamos –justos o injustos- de sus detractores.

 Ser candidato o candidata en estas fechas no solo es cosa de dinero o de fama.

 Hoy más que nunca es necesario usar la sensatez y el arrojo… o puede que no.

You Might Also Like

0 comentarios