Últimas Noticias:
Loading...
, ,

Lo peligroso de las sectas

Share on Google Plus



Desde que era yo muy joven, tendría unos 15 años de edad y vivía en la colonia Oblatos de Guadalajara, sabía de la iglesia La Luz del Mundo y hasta se podría decir que estaba un poco familiarizado con dicha comunidad, pues su sede estaba ya en La Hermosa Provincia, cerca de donde yo vivía al oriente de la ciudad, y veíamos con frecuencia a “las hermanas” con su vestimenta característica, y escuchábamos acerca de sus costumbres o estilo de vida que les impone su religión.

Estaba yo en la secundaria y tenía que soportar la carrilla cuando me preguntaban de dónde era y les decía que de Totatiche, “¿y eso dónde es?” preguntaban a continuación porque mi pueblo era muy pequeño. Es un pueblo vecino de Colotlán en el norte de Jalisco, les explicaba y ya lo ubicaban: “Ah… tierra de hombres ilustres -se burlaban- de ahí eran el chacal Victoriano Huerta y el hermano Aarón Joaquín fundador de La Luz del Mundo”. No no tampoco, -replicaba yo- esos pillos eran de Colotlán; yo de Totatiche, esa sí tierra de santos, ahí nació el Señor Cura Magallanes (ahora San Cristóbal Magallanes) en el rancho San Rafael, vecino al de La Agua Zarca donde yo nací, y ahí lo aprehendieron junto con el padre Agustín Caloca, otro de los mártires de la Cristiada, santo también, a los que fusilaron en Colotlán.

Y efectivamente la Iglesia del Dios Vivo Columna y Apoyo de la Verdad como es el nombre completo de “La Luz del Mundo”,
fue fundada en Guadalajara el 6 de abril de 1926 por Eusebio Joaquín González, quien nació en Colotlán en 1896. Anduvo en la Revolución​ desde 1915 hasta el final en 1921 y permaneció en el ejército hasta 1926. En ese año entró en contacto con los ministros de la Iglesia Apostólica de la Fe en Cristo Jesús y dejó el ejército. Él y su esposa Elisa Flores vivieron un tiempo en Monterrey trabajando al servicio de los líderes de esa iglesia, hasta que Eusebio Joaquín dijo haber recibido una revelación en la noche del 6 de abril de 1926 en la que según Él Dios le dio el nombre de Aarón y le encomendó restaurar la primitiva iglesia cristiana.

Se trasladó con su esposa a Guadalajara, a donde llegó el 12 de diciembre de ese año y puso manos a la obra. Aunque en Jalisco se vivía ya la Guerra Cristera, un buen número de seguidores, especialmente de gente jodida (como siempre) se le unieron y fundó La Luz del Mundo. Falleció en junio de 1964 tras dirigir 38 años su iglesia.

Lo reemplazó su hijo Samuel Joaquín Flores desde 1964 hasta su muerte en 2014, cuando tomó su lugar el hijo de éste, Naasón Joaquín García, preso desde el martes de esta semana en una cárcel de California acusado de los delitos de tráfico de personas, producción de pornografía infantil, abuso sexual y otra serie de graves delitos.

Desde que tuve conocimiento de La Luz del Mundo se decía ya que cuando alguna mujer de la comunidad se quería casar, tenía que pasar primero “por las armas” de Samuel Joaquín para que les diera el visto bueno. No sé si sería cierto eso o se trataría sólo de una leyenda urbana, lo que sí quedó registrado, según la enciclopedia Wikipedia, fue que en 1997 y 1998 un joven llamado Moisés Padilla, miembro disidente de La Luz del Mundo, narró con detalles la ocasión en la que, siendo menor de edad, fue drogado y víctima de abuso sexual por parte de Samuel Joaquín Flores. Poco después, según Los Ángeles Times, Padilla fue secuestrado y apuñalado 57 veces.

También en 1997 un grupo de mujeres presentaron acusaciones de haber sido violadas por Samuel Joaquín, se ventilaron en la ​televisión mexicana varios testimonios de abuso sexual por parte de mujeres pertenecientes a La Luz del Mundo. Pero nada pasó, la Iglesia era ya tan poderosa por el apoyo en votos que le prestaba al PRI, que tales abusos quedaron impunes.

O sea que los escándalos de abuso sexual en la cúpula de esa Iglesia no son nuevos, no sorprende por lo tanto que el hijo de Samuel Joaquín haya sido acusado y esté siendo procesado por acusaciones similares, la diferencia ahora es que La Luz del Mundo creció, se estableció en otros países como en Estados Unidos, donde no tiene el mismo poder para corromper a las autoridades y Naasón Merarí Joaquín García está preso.

Nadie sabe qué va a pasar con Él, si le van a poder probar las acusaciones en su contra, pero en México por lo pronto ya está causando estragos su detención, especialmente en el gobierno de la Cuarta Transformación, debido a que la Secretaría de Cultura facilitó el Palacio de Bellas Artes para que La Luz del Mundo le festejara ahí su cumpleaños número 50 a Naasón Joaquín. Al festejo acudieron entre otros el presidente del Senado de la República Martí Batres, y el presidente de la Comisión de Cultura de la Cámara de Diputados Sergio Mayer.

Cuando estalló el escándalo (el primero, el del mal uso del Palacio de Bellas Artes) y arreciaron las críticas exigiendo la renuncia de la Secretaria de Cultura, el presidente López Obrador justificó el hecho diciendo que sí hay que ser laicos pero tolerantes. Pero ahora que el escándalo es mayor, no sólo por el uso de un recinto oficial para homenajear a un líder religioso, sino porque dicho líder está preso acusado de pederastia, violador, tratante de personas y más delitos, ahora sí andan con la cola entre las patas.

¿Recuerda usted el escándalo que destapó la periodista Lidia Cacho, en el que un extranjero de nombre Succar Kuri (preso) surtía de muchachitas menores de edad a políticos y empresarios como Kamel Nacif el llamado Rey de la Mezclilla en Puebla, y al Gober Precioso Mario Marín de ese Estado? Bueno pues en dicho escándalo se vio involucrado también el coordinador de los diputados priistas Emilio Gamboa, a quien le grabaron una conversación con Kamel Nacif un poco antes cuando era senador.
O sea que no es nada nuevo. Los escándalos de tipo sexual son recurrentes en las altas esferas de la política y más aún en algunas sectas religiosas. Siempre hay alguien, influyente y poderoso, dispuesto a proporcionar la carne para saciar el apetito sexual de personajes pervertidos, a quienes les gustan las niñas y los niños. Pasó con Marcial Maciel que era, repito, influyente y poderoso, pasó con Samuel Joaquín, líder de La Luz del Mundo, ¿qué de raro tiene que ahora sea su hijo Naasón el que tiene preocupados a los políticos?

¿Por qué lo justificó y prácticamente lo defendió el Presidente cuando lo del Palacio de Bellas Artes, diciendo que está bien que seamos laicos pero tolerantes?, ¿por qué ahora dice el presidente del Senado Martí Batres que ni lo conoce, que se lo presentaron ahí en Bellas Artes, cuando se les ve juntos en un palco de honor aplaudiendo la función?

Yo no quisiera pensar mal, pero lo ocurrido trajo a mi memoria las fotografías en las que López Obrador aparece besando a niñas en la boca durante su campaña, y también que el diputado Sergio Mayer se dedicaba a encuerarse para grupos de mujeres…

Nadie ha renunciado aún por el mal uso del Palacio de Bellas Artes para homenajear a un acusado de pederastia, ni la secretaria de Cultura Alejandra Frausto, ni la directora del INBA Lucina Jiménez, mucho menos Martí Batres a la presidencia del Senado, ni el ignorante diputado Sergio Mayer que aplaudía frenético durante el homenaje al líder de su iglesia La Luz del Mundo. Sin embargo, me atrevo a pensar que la detención de Naasón Joaquín García y lo que vaya a salir de la Caja de Pandora durante el juicio en California, podría ser el peor golpe a la Cuarta Transformación en los seis meses que lleva de gobierno.

Lo que le faltaba a López Obrador… El lunes un juez ordena detener los trabajos en el aeropuerto de Santa Lucía, el martes detienen a su cuate de La Luz del Mundo, el miércoles fracasa la reunión binacional en la Casa Blanca para tratar de impedir los aranceles con que amenaza Trump. Lo bueno que no hay perros en el Palacio Nacional, sólo gatos…

Para terminar copié un par de párrafos acerca de cómo funciona la iglesia La Luz del Mundo:
“La iglesia regula la vestimenta que utilizan los fieles; por lo general las mujeres deben usar faldas largas hasta los tobillos, no deben cortarse el cabello ni usar maquillaje, ni aretes, ni collares, y al entrar al templo deben usar velos, y los hombres deben usar saco y corbata. Se recomienda, por ser consideradas cosas mundanas, no fumar, no usar palabras altisonantes, no asistir a los bailes, al cine ni al teatro”.

“Los creyentes tienen prohibido ver televisión, no pueden escuchar música que no sea la de la organización religiosa (ni siquiera música cristiana de otras denominaciones); no pueden chismear, estar ociosos ni ser vanidosos. No celebran la Navidad (aunque se dicen cristianos), ni tampoco la Semana Santa, sino el 14 de febrero (el día del nacimiento de su Apóstol de Jesucristo en la Tierra), y celebran la Santa Cena en agosto en lugar del Año Nuevo”.

Y lo que diga el líder está bien, lo que él quiera está bien, aunque sea un espectáculo de perversión sexual o dejarlo que abuse sexualmente de sus fieles, porque no acatar su voluntad es ir en contra de la voluntad de Dios. Así funcionan todas las sectas de fanáticos, en La Luz del Mundo, entre los Testículos de Pejehová...

Están en shock, lloran, gritan, oran, no lo pueden creer…

You Might Also Like

0 comentarios